Cómo cambiar la resolución y tasa de refresco en Android

En los últimos meses las grandes marcas de telefonía como Google, Razer Phone y OnePlus han comenzado a utilizar pantallas de 90Hz, e incluso 120Hz. Esto hace que todo se vea de una manera mucho más fluida y veloz que en las habituales pantallas de 60 hercios, donde la pantalla “únicamente” se actualiza 60 veces por segundo. Sin embargo, también nos encontramos con un efecto secundario, y es que las altas tasas de refresco, junto a unas pantallas con una resolución cada vez mayor, hacen que el consumo de batería sea mucho más grande. ¿Qué se puede hacer al respecto?

En este sentido, la respuesta más evidente pasa por reducir la resolución de nuestra pantalla 2K o QHD (o la que sea) y minimizar la tasa de refresco a una cifra mucho más razonable para la autonomía de nuestro terminal.

Lectura relacionada: Los 10 mejores trucos para ahorrar batería en Android

Cómo modificar la resolución de la pantalla en Android

La verdad es que resulta curioso que alguien quiera reducir la calidad de imagen de la pantalla de su teléfono o tableta premium, pero como os comentamos, es todo un balón de oxígeno para la batería del dispositivo. Para llevar a cabo esta acción solo tenemos que realizar un pequeño ajuste:

  • Entramos en el menú de “Ajustes” de Android.
  • Pulsamos en “Pantalla -> Resolución de pantalla”.
  • Elegimos la resolución de pantalla deseada. Cuanta menos resolución, menos definidos se verán los elementos mostrados en pantalla.

La ubicación de estos ajustes pueden variar de un terminal a otro, aunque cabe destacar que esta opción no está disponible en todos los terminales, siendo una funcionalidad que depende enteramente del fabricante.

Método #2: Activa las opciones para desarrollador

Si nuestro móvil no permite reducir la resolución desde los ajustes de pantalla deberemos hacerlo por otra vía. En este caso es necesario que activemos las “opciones para desarrolladores”, un menú que normalmente está oculto. Para hacerlo visible, ve a “Ajustes -> Información del teléfono” y pulsa 7 veces seguidas sobre el número de compilación.

A continuación, si navegamos hasta “Ajustes -> Sistema” veremos que hay un nuevo menú llamado “Opciones para desarrolladores”. Entramos y bajamos hasta encontrar el campo “Ancho más pequeño”. Cuanto más pequeño sea su valor (dp) más grande se mostrarán los elementos en pantalla.

Este cambio no afecta tanto al ahorro de batería, ya que no estamos cambiando la resolución como tal, sino modificando los píxeles virtuales (dpi), sin tener en cuenta la densidad de píxeles real que tiene la pantalla (podéis ver información más detallada sobre el significado de este término en este otro post publicado por Medium.com). En cualquier caso, si queremos que los iconos y la interfaz de Android se vean más grandes, esta es una forma de conseguirlo sin demasiadas complicaciones.

Método #3: ¿Tienes permisos root?

Si nuestro dispositivo está rooteado también podemos cambiar la resolución de la pantalla utilizando una app dedicada, como por ejemplo Easy DPI Changer o Screen Shift. En ambos casos, una vez instalada la app solo tenemos que introducir la resolución deseada para que se aplique el cambio.

Easy DPI Changer [Root]
Easy DPI Changer [Root]
Developer: chornerman
Price: Free
Screen Shift
Screen Shift
Developer: Aravind Sagar
Price: Free

Dos herramientas que se encuentran entre lo mejorcito dentro de las aplicaciones root para Android.

Cómo reducir la tasa de refresco de la pantalla

Ajustar la velocidad con la que se actualiza la pantalla es otro de esos factores que nos pueden ayudar a reducir el elevado consumo de batería de los paneles AMOLED, IGZO e IPS de 90Hz y 120Hz.

Si tenemos un móvil de estas carácterísticas y queremos reducir su tasa de refresco debemos seguir estos pasos:

  • Entramos en “Ajustes -> Pantalla”.
  • Abrimos el desplegable de “Avanzados”.
  • Activamos la pestaña “Smooth Display”. Con esta configuración el móvil pivotará entre los 60Hz y los 90Hz dependiendo de las necesidades del momento.

Así es como se regula la tasa de refresco en los Pixel 4, y aunque cada marca o fabricante tiene su propia manera de gestionar esta característica, normalmente la encontraremos dentro de los ajustes de pantalla del sistema. En el caso del Pixel 4, el Smooth Display funciona como un ahorrador de batería, activando los 90Hz solo cuando estamos haciendo scroll en una lista o echando unas partidas a un juego intensivo.

Post relacionado: Cómo cambiar el tamaño de fuente en Android

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor post de cada día en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo desde nuestra página de Facebook.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario!
Escribe aquí tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.