¿Tu portátil se calienta demasiado? 3 trucos para solucionarlo

Tanto los ordenadores portátiles como los teléfonos móviles cada vez son más potentes. Con el paso del tiempo los fabricantes tienden a diseñar dispositivos cada vez más pequeños, lo cual es combinación (más potencia + menos espacio) que deriva inevitablemente en un exceso de calor. Algo con lo que hay que tener mucho cuidado, ya que nos puede provocar una avería de hardware y daños permanentes en el portátil.

Si queremos evitar que nuestro ordenador se convierta en una cafetera o en un hermoso pisapapeles, es recomendable estar siempre atento para evitar y solucionar cualquier problema de sobrecalentamiento.

¿Cómo puedo saber si mi PC portátil se está sobrecalentando?

Antes de nada, es importante recalcar que aunque el portátil esté caliente, no significa que se esté sobrecalentando o que tenga un exceso de calor. Es normal que cuando el procesador está trabajando de manera exhaustiva el dispositivo alcance una mayor temperatura. Hasta cierto punto, claro.

Una buena señal para saber que nuestro portátil se sobrecalienta es cuando oímos constantemente el ruido del ventilador funcionando a tope. Además de eso, muchas CPUs modernas también están diseñadas para reducir su rendimiento ante un exceso de calor. Por tanto, si notamos que el ordenador no funciona tan fluido como antaño también puede ser debido al sobrecalentamiento.

Así mismo, muchos portátiles suelen incorporar un software de seguridad que apaga el PC cuando se detecta un exceso de calor. ¿Tu portátil se apaga de forma aleatoria y sin explicación a los pocos minutos de encenderlo? Entonces, es posible que tengas un problema para disipar el calor en tu equipo.

Herramientas para medir la temperatura de la CPU

Si tienes dudas y no sabes si el calor que emana del portátil es normal o sobrepasa los límites aceptables, nada mejor que instalar una herramienta de medición. Actualmente existen muchas aplicaciones de monitorización que controlan la temperatura de la CPU, como por ejemplo, HWMonitor. Puedes descargarlo de forma gratuita desde su web oficial.

Si ves que la temperatura actual está por encima de los 60 grados, con picos de 90 o 100 grados, la verdad es que no pinta muy bien.

¿Por qué se calienta el portátil?

Si el ordenador se sobrecalienta la causa principal es una refrigeración insuficiente. Esto puede deberse a 3 motivos:

  • Bloqueo de los puertos de ventilación por acumulación de polvo o tener algún objeto tapando la salida del aire caliente.
  • Ventilador atascado.
  • Falta de pasta térmica en la CPU.

La pasta térmica es un producto que conduce el calor, y se coloca en la parte superior de la CPU en contacto con el metal por el que se encarga de redirigir todo ese calor a los ventiladores.

Ordenadores con refrigeración pasiva

No todos los portátiles cuentan con un ventilador para disipar el calor. Los ordenadores con refrigeración pasiva utilizan técnicas como la dispersión del calor a través del cuerpo metálico del dispositivo, o reducir el rendimiento de la CPU para regular el exceso de calor.

Si no escuchas ningún ventilador en tu portátil lo más probable es que utilice refrigeración pasiva. Esto significa que difícilmente alcanzará altas temperaturas, pero eso sí, notarás una bajada de rendimiento cuando se detecte un exceso de calor.

Dado que estos dispositivos no tienen ventiladores no hay mucho que podamos “reparar”. Lo que si podemos hacer es recuperar algo del rendimiento perdido utilizando sistemas de refrigeración externos.

Cómo detener el sobrecalentamiento en un portátil

Si estamos decididos a afrontar el problema, hay 3 métodos que podemos aplicar:

Método #1: Repara el sistema de refrigeración interna

Lo primero que tenemos que hacer cuando detectamos que el ordenador se calienta demasiado es limpiar los ventiladores. Con el paso del tiempo suelen ir acumulando pequeñas capas de polvo que bloquean el paso del aire. Consulta el manual de instrucciones del portátil o busca algún tutorial online para desmontar el ordenador y acceder al ventilador.

AVISO: Antes de desmotar el portátil asegúrate de que está apagado, desconectado del cable de alimentación y con la batería extraída (en caso de que sea posible).

  • Una vez tengas contacto visual con el ventilador, utiliza un bastoncillo de algodón mojado con una gota de alcohol isopropílico para limpiar cuidadosamente el ventilador. Asegúrate de que el alcohol se ha secado completamente antes de volver a conectar el portátil a la corriente. Puedes encontrar el alcohol isopropílico en supermercados y droguerías.
  • También puedes usar una aspiradora para retirar el polvo del ventilador. Eso sí, sujeta el ventilador mientras absorbes el aire para que no se gire en dirección contraria y se acabe dañando.
  • Utiliza la aspiradora para limpiar también el puerto de salida de aire caliente del portátil. Este extractor suele estar en los laterales o en la zona trasera del ordenador. Si no lo localizar, enciende el portátil y fíjate en la rendija por donde sale el aire caliente.
  • Por último, aplica una buena porción de pasta térmica entre el procesador y el disipador de calor metálico. Asegúrate de que desmontas todos los componentes correctamente siguiendo las instrucciones del fabricante.

Método #2: Coloca el portátil en una superficie lisa y sólida

Conozco varios casos de portátiles que se han averiado de forma definitiva por usarlos de manera incorrecta. Evita colocarlo sobre cojines, en la cama con mantas o en cualquier otro sitio donde se hunda o se taponen las ranuras de salida del aire.

Si el aire caliente no puede expulsarse fuera llegará un punto en el que el ordenador se sobrecalentará. Esto lo podemos solucionar colocando el ordenador en una superficie plana como en una bandeja o una mesita de mano.

Método #3: Compra un sistema de refrigeración externo

Los sistemas de ventilación externos se utilizan para otorgar un extra de refrigeración al portátil. Son dispositivos o gadgets adicionales que se adquieren por separado, y antes de poder usarlos es importante que sepamos como funcionan los conductos de aire del ordenador:

  • Desde qué ranuras entra el aire frio: Normalmente el aire frío se suele tomar de la zona inferior del portátil. El aire caliente tienda ir hacia arriba, así que tiene bastante sentido que la mayoría de portátiles tengan la entrada de aire fresco abajo.
  • Donde están las ranuras de salida de aire caliente: Habitualmente se encuentran en los laterales o en la zona trasera del PC.

Por ejemplo, si nuestro portátil coge aire fresco desde abajo y ponemos un sistema de refrigeración que absorbe el aire desde la zona baja del portátil estaremos logrando el efecto contrario y así solo conseguiremos que el portátil se caliente todavía más.

Si el ordenador coge aire desde abajo es recomendable comprar una base de refrigeración que emita aire fresco de abajo hacía arriba. Incluso podemos comprar un sistema de refrigeración pasiva que no consume electricidad y básicamente se encarga de absorber el calor.

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor post de cada día en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo desde nuestra página de Facebook.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario!
Escribe aquí tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.