Cómo optimizar Windows 10 al máximo

Por defecto, tanto Windows 10 como los anteriores sistemas operativos de Microsoft vienen configurados de manera estándar, pero, ¿Podemos mejorar el rendimiento y optimizar Windows 10 si realizamos pequeños cambios y alteramos algunas variables? ¡Por supuesto! Por eso estás leyendo este post, ¿verdad? Hay acciones como eliminar programas del arranque o incrementar la memoria virtual que ayudan significativamente a aumentar el rendimiento de Windows 10.

Acciones para aumentar el rendimiento y optimizar Windows 10

Las siguientes pautas y recomendaciones que listamos a continuación aumentarán el rendimiento y velocidad de carga de nuestro sistema. Si bien no todas son obligatorias basta con aplicar algunas de ellas para obtener una mejora significativa en el uso y disfrute de nuestro equipo. Veamos en qué consisten exactamente.

Elimina archivos temporales

Una de las acciones básicas para empezar a optimizar Windows 10 es borrar los archivos temporales almacenados en nuestro perfil. Para ello escribe en el buscador de la barra de tareas “%temp%” (sin comillas) y selecciona la sugerencia que hace referencia a la carpeta de archivos.

Esta carpeta está ubicada en nuestro perfil de usuario de Windows, y en ella el sistema guarda un montón de archivos temporales. Selecciona todos los archivos que contiene la carpeta y bórralos. Durante el proceso pueden saltar varios mensajes indicando que algunos archivos están en uso y no se pueden borrar. Esto es normal, pulsa sobre “Omitir” y elimina el resto de ficheros.

Nota: No te preocupes, todos el contenido de esta carpeta son archivos temporales que utilizan tus programas de Windows. No hay posibilidad de que elimines ningún documento importante por error.

Libera espacio desde el menú de Configuración de Windows

Además de este pequeño truco que acabamos de comentar, Windows también cuenta con una herramienta para liberar espacio. Entra en «Configuración -> Sistema -> Almacenamiento«. Aquí encontrarás un listado que explica cuánto espacio ocupan los programas, los archivos temporales y otras carpetas grandes.

En mi caso, por ejemplo, tal y como veis en el pantallazo, tengo una unidad SSD de poco más de 100GB y los archivos temporales ocupan casi un 10% del espacio total en disco. Para solucionarlo tan solo tenemos que pulsar sobre «Archivos temporales» y el sistema nos mostrará un desglose de todas las carpetas que se pueden eliminar:

  • Miniaturas
  • Descargas
  • Archivos residuales de actualizaciones ya realizadas.
  • Papelera de reciclaje
  • Archivos temporales de Internet
  • etc.

Activa la casilla de los archivos que quieres borrar y pulsa sobre «Quitar archivos». ¡Ojo! Ten cuidado con las carpetas seleccionadas, ya que aquí también aparece la carpeta de «Descargas», donde puede que tengas archivos que aun quieres conservar.

Aumenta la memoria virtual como base para optimizar Windows 10

Podemos dar un pequeño empujón a nuestra maltrecha memoria RAM asignando algo de espacio de nuestro disco duro para que este realice las funciones de una memoria virtual.

Para ello abre el panel de control escribiendo en el buscador de Windows «control.exe» o «Panel de control«. Activa la vista «Ver por: iconos pequeños» y navega hasta «Sistema -> Configuración avanzada del sistema«.

En esta nueva ventana, dentro de la cuadrícula de «Rendimiento» pulsa sobre «Configuración«. Ahora pulsa sobre la pestaña «Opciones avanzadas» y dentro de la cuadrícula de «Memoria virtual» haz clic sobre «Cambiar«.

En principio deberías asignar al menos la cantidad recomendada por el sistema (aparece justo al final de la ventana), pero si quieres asignar una buena cantidad te recomiendo que le asignes un tamaño inicial igual a la potencia de tu RAM y un tamaño máximo del doble.

Optimizar windows 10
Como yo tengo una RAM de 4 GB he asignado un tamaño inicial de 4 GB y un máximo de 8 GB

Quita programas innecesarios del arranque

Al arrancar nuestro PC, Windows carga por defecto ciertos programas y muchas veces suelen ser aplicaciones que no necesitamos que se carguen desde el inicio (podemos abrirlos cuando los necesitemos).

Por eso, una buena idea suele ser deshabilitar su carga en el arranque para que el sistema se inicie más rápido. Pulsa “Control+Alt+Supr” y abre el administrador de tareas. Ve a la pestaña “Inicio” y deshabilita todos aquellos programas que no sean indispensables para que el equipo funcione correctamente desde el inicio. Pulsa sobre el programa + “Deshabilitar” para deshabilitar.

Optimizar windows 10
Con el paso del tiempo la lista de programas de inicio se suele saturar innecesariamente

Desfragmenta tus discos

Otro paso importante para mejorar el rendimiento del sistema es ordenar correctamente la información que almacena nuestro disco duro. Con el desfragmentador de disco agruparemos y ordenaremos toda la información para que sea más fácil para el sistema acceder a ella.

Ve a Cortana y escribe “Desfragmentar” y selecciona la sugerencia “Desfragmentar y optimizar unidades”. En esta ventana selecciona la unidad C y pulsa sobre “Analizar” y a continuación “Optimizar”. Repite este proceso con todas las particiones de tu disco.

Optimizar windows 10
Analiza y optimiza todas las particiones para mantener la información bien recogidita. Una vez ordenada, el acceso a esta información será mucho más rápido

Desactiva la indexación de archivos

Por defecto Windows indexa ciertos tipos de archivos para que puedas acceder a ellos más rápido, pero por contradictorio que parezca, esto hace que el sistema esté constantemente buscando archivos que indexar, lo cual ralentiza el sistema.

Podemos optimizar Windows 10 y darle cierto respiro al sistema si desactivamos la indexación de archivos. Ve a “Este equipo” y clicando con el botón derecho sobre la unidad (C:) selecciona “Propiedades”. Desmarca la opción “Permitir que los archivos de esta unidad…”.

Optimizar windows 10
Si deshabilitas la indexación en disco quitarás cierta carga de trabajo a tu procesador

Modifica los efectos visuales

Esta sencilla opción hará que todo se vea un poco menos vistoso y las transiciones sean más bruscas, pero el equipo ganará en fluidez y agilidad. Este es un truco que nos puede venir de perlas, especialmente cuando trabajamos con equipos muy viejos o extremadamente saturados.

Si no te importa que Windows tenga menos efectos visuales los puedes deshabilitar tranquilamente, sí. Ve al panel de control tal y como hemos explicado en el punto anterior y navega hasta «Sistema -> Configuración avanzada del sistema». Ahora entra en «(Rendimiento) Configuración» y sitúate en la pestaña «Efectos visuales». Selecciona “Ajustar para obtener el mayor rendimiento” y aplica los cambios.

Optimizar windows 10
Deshabilita los efectos visuales en pos de un mejor rendimiento

Realiza una limpieza de virus y malware

Otro de los pasos esenciales para mejorar el rendimiento de nuestro equipo es instalar y ejecutar un buen antivirus y/o antimalware. En el siguiente LINK tienes todos los pasos a seguir para pegar una buena limpieza a tu equipo.

Además de estos consejos hay muchos más que puedes realizar para mejorar el rendimiento de tu equipo y optimizar Windows 10, tales como reparar errores de disco con el comando chkdsk, liberar algo de espacio cuando el disco duro esté demasiado lleno, o incluso reinstalar tu sistema operativo si después de varios años notas que empieza a flaquear. Un buen mantenimiento es la clave para un sistema rápido y seguro.

Optimizar windows 10

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor post de cada día en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo desde nuestra página de Facebook.

5 COMENTARIOS

    • Gracias a ti por comentar Guillermo! Espero actualizar en breve el post con nuevos trucos para mejorar el rendimiento. Un saludo!

  1. Buenos días, tardes o noches según sea el caso.
    Hola Androide:
    Tengo una duda si mi memoria RAM inicial es de 2,00 lo que le pondría seria 2000 y 4000, ademas me pide que reinicie el sistema eso también lo hago o lo omito.
    Gracias de antemano.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario!
Escribe aquí tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.