Cómo montar un servidor FTP en Windows con FileZilla

Si quieres montar un pequeño servidor en casa usando una carpeta de tu PC para que funcione como un repositorio FTP, puedes usar un programa bastante conocido llamado Filezilla. Se trata de una aplicación gratuita y nos permite transferir archivos entre dos dispositivos de manera rápida y fácil.

Además de eso, podemos mapear el repositorio FTP en otros ordenadores y dispositivos, tanto dentro de nuestra red casera como a través de internet. ´

Filezilla cuenta con dos tipos de aplicaciones: la aplicación servidor (que es la que configuraremos en el PC para compartir los archivos) y la aplicación cliente (que es la que podemos usar para acceder a los archivos compartidos del servidor FTP).

Cómo configurar un servidor FTP en Windows 11/10 con Filezilla

Filezilla está disponible para versiones de Windows 7 en adelante. En nuestro ejemplo utilizaremos pantallazos de Windows 11, aunque el proceso de configuración es prácticamente el mismo en Windows 10 y resto de versiones.

Paso 1: Descarga e instala Filezilla Server

El primer paso es descargar el programa para configurar el servidor FTP en Windows. Puedes descargar Filezilla Server desde su web oficial AQUÍ. Nota: También hay versiones de Filezilla Server para usuarios de Linux y macOS.

A la hora de instalar la aplicación, elige las opciones que vienen marcadas por defecto. De esta manera Filezilla Server se iniciará automáticamente al arrancar Windows.

Si prefieres que el servidor se inicie manualmente, en la 5ª ventana de instalación selecciona la opción “Install as service, start manually”.

En esta misma pantalla también puedes establecer una contraseña de administrador. Introduce la contraseña y pulsa “Next”. Ten en cuenta que si no creas una contraseña, por motivos de seguridad solo podrás acceder al servidor de manera local.

Por último, pulsa sobre “Install” para completar la instalación.

Paso 2: Configuración inicial del servidor FTP

Una vez instalado, FileZilla se abrirá automáticamente. Pulsa en “Connect to FileZilla FTP Server” e introduce la contraseña de administrador.

El siguiente paso será establecer una carpeta como el directorio principal del repositorio FTP. Elige una carpeta o crea una nueva carpeta en tu PC con un nombre reconocible. Nosotros para este ejemplo hemos creado una carpeta llamada “FTP”.

  • Pulsa en “Server -> Configure”.
  • En el menú de la izquierda selecciona “Rights management -> Users”.
  • Después, pulsa en “Available users -> Add” para crear un nuevo usuario FTP.
  • Por defecto los usuarios se crean sin contraseña, aunque podemos establecer una contraseña desde el campo “Credentials”.
  • Ahora, asignaremos la ruta del repositorio FTP desde el campo “Mount points”. Pulsa en el botón “Add” y en “Virtual path” establece la ruta virtual del servidor a la que podrá acceder el usuario. Si quieres que acceda a todo el contenido del servidor indica la ruta “/” (sin comillas).
  • En “Native path” indica la ruta exacta donde se ubica la carpeta compartida del servidor.
  • Por último, en el campo “Permissions” indica los permisos del usuario: lectura y escritura o solo lectura.
  • Pulsa sobre “Apply” y “OK” para guardar los cambios realizados.

Paso 3: Configura la seguridad de tu servidor FTP

Una vez completada la configuración inicial, es momento de hacer algunos ajustes mínimos para aumentar la seguridad del servidor.

Por defecto los servidores FTP casi siempre están escuchando por el puerto 21, por lo que es el puerto habitual que suelen utilizar los hackers para intentar infiltrarse. Para ponérselo un poco más difícil, abre el panel de administración del servidor de Filezilla y ve a “Server -> Configure”.

En el menú de la izquierda pulsa en “Server listeners” y cambia el valor “21” de los puertos por un número de puerto de cinco dígitos inferior a 65535. Por ejemplo, 13963, 53094, 62802, y similares.

Con esto no haremos que nuestro servidor sea más seguro, pero al menos será mucho más difícil de encontrar.

Por último, realizaremos un filtrado de IPs para que solo se conecten los dispositivos que nosotros queramos, dejando fuera a cualquier otro agente externo. Para ello iremos de nuevo a “Server -> Configure” y pulsaremos en “Rights management -> Users”.

Después, en el panel de la derecha seleccionamos “Filters”.

  • Disallowed IP ranges: rellenaremos este campo con un asterisco *. Esto bloqueará el acceso de forma generalizada desde cualquier IP.
  • Allowed IP ranges: aquí escribiremos las excepciones, es decir, las IPs que sí podrán conectarse al servidor FTP.

Por ejemplo, en “Allowed IP ranges” puedes autorizar todas las IPs conectadas a la Wi-Fi de tu red local, escribiendo “192.168.1.0/24” (o lo que es lo mismo, todas las IP desde 192.168.1.1 hasta 192.168.1.255).

También puedes añadir alguna IP externa para poder conectarte desde fuera de la red a través de internet.

Con estos ajustes y una buena contraseña de acceso debería ser más que suficiente para proteger nuestro servidor FTP. La aplicación también cuenta con un sistema de bloqueo si alguien intenta acceder demasiadas veces seguidas, por lo que podemos considerar que los hackers lo tendrán un poco más complicado para entrar.

De todas maneras, si vamos a almacenar documentación importante o confidencial, es recomendable utilizar una conexión SFTP o FTPS para encriptar las comunicaciones (si os interesa podemos desarrollar este punto en un post futuro).

Paso 4: Añade una excepción al Firewall de Windows

Para acabar, si tienes configurado un firewall o sistema de antivirus, es importante que el puerto que estamos usando esté autorizado.

Si utilizas el Firewall de Windows, abre el buscador de la barra de tareas y escribe “Firewall de Windows”. Selecciona la opción “Windows Defender Firewall con seguridad avanzada”. Nota: también puedes entrar en el firewall de Windows desde el panel de control o el menú de configuración del sistema.

En el panel de la derecha selecciona “Reglas de entrada” y pulsa sobre “Nueva regla”.

Después, Windows nos preguntará que tipo de regla queremos crear. Seleccionaremos la opción “Puerto” y haremos clic en “Siguiente”.

En el campo “Puertos locales específicos” escribe el puerto que has elegido para Filezilla Server.

A continuación, elige “Permitir la conexión”, deja el resto de casillas marcadas y elige un nombre para esta nueva regla (por ejemplo, “puerto FTP” o similar). Pulsa sobre “Finalizar” para crear la regla.

¡Servidor FTP configurado!

 El servidor FTP ya está configurado. Ahora solo nos queda probar la conexión utilizando un cliente FTP como Filezilla Client o cualquier otra aplicación de FTP de las muchas que hay disponibles tanto para PC como para dispositivos móviles.

Si no queremos usar un cliente FTP también podemos mapear la unidad como si fuera una carpeta compartida. Para ello abre el explorador e introduce la dirección del servidor FTP junto con el puerto. El formato debería ser algo así:

ftp://192.168.23.121:14148

Como veis configurar un servidor FTP con Filezilla Server no es muy complicado, tan solo tenemos que dedicarle unos minutos a configurarlo correctamente.

¡Gracias por quedarte hasta el final!

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor post de cada día en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo desde nuestra página de Facebook.

1 COMENTARIO

  1. Todo muy chulo pero os olvido que en una de esas hay que redireccionar los puertos en el router y que se precise y esto si algo mucho muy importante usar el modo pasivo.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario!
Escribe aquí tu nombre
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios.
  • Legitimación: Tu consentimiento.
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Informe adicional: Más información en nuestra política de privacidad y aviso legal.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.