Google Pixel 3A en análisis, ¿la mejor cámara del mundo?

El Google Pixel 3A fue lanzado el pasado verano de 2019, siendo una suerte de versión “light” del Pixel 3, recortando en algunos aspectos para reducir costes y poder presentarlo como un gama media con ciertas características premium propias de un tope de gama. Durante los últimos días hemos tenido la suerte de probarlo, y a continuación os traemos nuestras impresiones al respecto.

Google Pixel 3A en análisis, la mejor experiencia Android y una cámara que quita el sentido

En la reseña de hoy analizamos el Google Pixel 3A, un terminal con SoC Snapdragon 670, 4GB de memoria RAM y la que probablemente sea la mejor cámara del mundo en estos momentos. ¡Veamos qué tiene que ofrecer!

Diseño y pantalla

El Pixel 3A monta una pantalla OLED de 5.6 pulgadas con una resolución FullHD+ de 2220x1080p y una densidad de 441 ppp. El panel tiene una relación de aspecto de 18.5:9, lo que significa que es un poco más alargado que las típicas pantallas panorámicas en 16:9. Sin duda estamos ante una pantalla que luce increíblemente bien, con unos negros realmente profundos y unos blancos idem.

Eso sí, el terminal no cuenta con los típicos botones de navegación táctiles, lo que significa que toda la navegación se realiza directamente desde la barra de navegación virtual de la pantalla. En lo que respecta al diseño del dispositivo, cuenta con una carcasa en acabado mate salvo en la zona superior trasera que es de cristal negro y le da un toque bastante molón.

Podríamos decir que el diseño es uno de sus puntos débiles, y es que si lo miramos desde el frontal parece que nos encontremos ante un dispositivo de hace un par de años: no hay notch y los marcos son bastante más pronunciados que en el resto de móviles trendy del momento. Aquí todo depende de los gustos de cada uno, pero si estamos buscando un móvil de aspecto futurista sin duda deberemos buscar en otro sitio.

Potencia y rendimiento

El Google Pixel 3A equipa el hardware propio de un gama media premium, con un procesador Snapdragon 670 Octa Core a 2.0GHz con GPU Adreno 615, 4GB de memoria RAM LPDDR4x y 64GB de almacenamiento interno no ampliable. Todo ello con Android 10 como sistema operativo al mando.

Si bien los componentes no son para echar cohetes, todo esto se ve realzado por el lado del software. No solo tenemos la mejor experiencia Android del momento, con un sistema limpio de todo tipo de aplicaciones innecesarias, sino que el hecho de ser un dispositivo fabricado por la propia Google nos asegura un tren de actualizaciones y asistencia online bien amplio, hasta mayo de 2022.

Por otro lado, el rendimiento que ofrece también es encomiable, funcionando como un reloj en la mayoría de situaciones, si bien se puede llegar a ver lastrado en algún momento si tiramos de algún juego realmente exigente en el apartado gráfico, aunque hasta el momento no hemos tenido ningún problema en ese sentido (si queréis que pruebe algún juego o app podéis pedirlo en la zona de comentarios).

Para terminar, comentar también que el Pixel 3A incluye almacenamiento ilimitado en Google Fotos para poder guardar todas nuestras fotos en alta resolución y una app de Google similar a Shazam –pero que funciona offline- llamada “Está sonando”, que identifica las canciones que suenan a nuestro alrededor y nos muestra el nombre de la canción y el artista en la pantalla de bloqueo. No dejan de ser detallitos, pero ayudan a elevar la experiencia de usuario en el conjunto global.

Cámara

Llegamos al punto fuerte del Pixel 3A, el apartado fotográfico. El gran aliciente de este terminal es que equipa la misma cámara del Pixel 3, un móvil que cuesta 850 euros y que aquí podemos tener por algo menos de la mitad de ese precio.

En el aspecto técnico esto se traduce en una lente trasera Dual Pixel de 12.2MP con una anchura de píxel de 1,4 μm, apertura f/1.8 y estabilización de imagen electrónica y óptica. En la frontal la cámara elegida tiene una resolución de 8MP con 1,12 μm y apertura f/2.0. Lo bueno de esta cámara no son los componentes físicos sino el increible software que consigue trabajar los datos recolectados por la cámara para entregar unas fotografías simplemente increibles, haciendo especial énfasis en las fotos nocturnas o con poca luz. Es lo que Google ha llamado el modo HDR+ y es el estándar con el que se toman todas las fotos (también hay un modo llamado “HDR+ Enhanced” que aporta todavía mejores resultados).

Para que nos hagamos una idea de cómo funciona la cámara de noche, hemos tomado la misma foto con la cámara de un gama media estándar (Xiaomi Mi A1) y el Pixel 3A.

A la hora de realizar retratos también se luce bastante, aplicando un efecto desenfoque ciertamente vistoso.

En lineas generales podemos decir que los colores que se captan son muy vivos y muchas veces aparecen ligeramente potenciados, creando el contraste justo y necesario para realzar la imagen.

Batería

En cuanto a la batería, el Pixel 3A equipa una pila de 3.000mAh con carga rápida de 18W y puerto USB C. Tampoco tenemos mucha queja a este respecto. No es una batería muy potente, pero se carga bastante rápido y podemos decir que se mueve más o menos en la media habitual de cualquier móvil: un día y pico entre carga y carga.

Por otro lado esto también tiene una ventaja indirecta, y es que al no ser una batería demasiado grande el peso del terminal se ve reducido considerablemente, alcanzando un peso en mano de menos de 150 gramos, resultando muy cómodo de llevar en el bolsillo.

Conectividad

Para terminar, mencionar también que cuenta con WiFi Dual de 2.4G+5G (802.11 a/b/g/n/ac 2×2 MIMO), Bluetooth 5.0 + LE (códecs AptX y AptX HD), así como NFC y Google Cast.

Precio y disponibilidad

El Google Pixel 3A está disponible a través de la tienda oficial de Google a un precio de 399 euros. También hay disponible una versión XL con pantalla de 6 pulgadas por 479 euros.

Conclusiones

No cabe duda de que estamos ante un gran teléfono, aunque también está claro que no es para todo el mundo. Si no le damos demasiada importancia a la cámara es posible que se nos quede un poco corto, ya que por el precio que tiene podemos conseguir terminales más potentes y con mejor procesador por bastante menos dinero. Sin embargo, si buscamos un móvil capaz de sacar fotos al mismo nivel que un teléfono de 1000 euros y además ofrezca una experiencia Android limpia y sin fisuras, el Google Pixel 3A es lo mejor que podemos encontrar actualmente en el mercado.

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor post de cada día en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo via RSS a través de Feedly.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario!
Escribe aquí tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.