House of X – Resumen para vagos y curiosos

Esta es la historia de Jonathan Hickman, un escritor de cómics al que le encanta la ciencia-ficción, y que en los últimos años se ha encargado de guionizar largas e intrincadas etapas en series como Los 4 Fantásticos y Vengadores. Después de dejar la editorial para dedicarse a otros menesteres, Hickman vuelve a Marvel Comics para reflotar una de las franquicias más maltrechas de la compañía, los X-Men.

House of X #1

“House of X” es la miniserie que da el pistoletazo de salida al relanzamiento, y la verdad es que resulta de lo más confuso, ya que no sabemos que acontecimientos se mantendrán como canon y cuales se obviarán por razones ortopédicas. Y teniendo en cuenta que el comic está plagado de saltos temporales, conviene ponerse el cinturón y abrochárselo bien fuerte, porque vienen curvas bastante majas.

Por lo pronto, tenemos a un Charles Xavier, que parece haber vuelto a la vida (una vez más), y unos X-Men que, de entrada, han renovado vestuario. El cómic comienza con una críptica escena en la que vemos al Profesor Xavier con un casco súper extraño, junto a un árbol más extraño todavía, donde hay unas crisálidas que se rompen y de las que salen Cíclope, Jean Grey y unas cuantas personas más. Con una pinta sutílmente inquietante, Xavier dice “A mí, mis hombres X” y ahí termina la escena.

A continuación, vemos a la Patrulla X plantando unas flores a lo largo de todo el planeta. Flores que luego sabremos que son parte de Krakoa, la isla viviente mutante. Pasan varios meses y nos enteramos de que Krakoa ha evolucionado creando un pequeño ecosistema interconectado mediante puertas dimensionales (¿WTF?). Además, Xavier ha cultivado 3 tipos de plantas medicinales que tienen vastísimos efectos entre los humanos.

  • Una de ellas extiende la vida de una persona 5 años.
  • Otra es un antibiótico universal.
  • La tercera planta cura los problemas mentales y psicológicos.

A cambio de proporcionar estos increíbles medicamentos, Xavier exige al resto de países que reconozcan a Krakoa como una nación independiente, regida y poblada únicamente por mutantes. Para ello, Magneto se reúne con los distintos representantes en calidad de embajador, con el fin de negociar.

Después de esto, vemos a Jean dando un paseo con unos jóvenes estudiantes por una colorida y frondosa colina dentro de Krakoa, y Lobezno aparece también de lo más sonriente jugando con unos niños como si todo le diese un poco igual. De fondo, Charles Xavier en plan misterioso.

Aunque está claro que aquí hay gato encerrado, y que estos X-Men ocultan algo, todo parece marchar de lo más normal. Así mismo, nos enteramos de que los humanos también se están poniendo las pilas, y han creado una organización súpersecreta llamada Orchis con agentes de SHIELD, Hydra, SWORD, AIM y otras organizaciones. Lo fuerte es que tienen una cabeza de Centinela gigante orbitando cerquísima del sol. A saber la que van a liar con eso ahí arriba.

Como si todo este jaleo no fuera ya suficiente problema, parece que la Patrulla-X ya no hacen distinciones entre héroes y villanos, y todos son bienvenidos a la causa mutante. Así, Cíclope intenta lograr una amnistía para Dientes de Sable por robar secretos de estado a los 4 Fantásticos, todo ello con una arrogancia bastante importante y dando a entender que esto ya no va de “buenos contra malos” sino de mutantes contra humanos.

El número uno de House of X termina con un speech grandilocuente de Magneto, asegurando a los humanos que “Ahora tienen nuevos dioses”. Hay que decir que el cómic cuenta con un dibujo excelente de Pepe Larraz (el mejor clon de Stuart Immonen) y soberbio color de Marte Gracia.

House of X #2

A partir del número 2 Hickman añade otra pieza más al rompecabezas, descubriendo que uno de los pocos personajes de peso en la historia de los X-Men que hasta el momento era humano, después de todos estos años, era en realidad un mutante. Moira McTaggert es una persona cuyo poder mutante es el de reencarnarse en sí misma una y otra vez, reviviendo siempre la misma vida, pero manteniendo el recuerdo de sus vidas anteriores.

¿Y por qué nadie había detectado su poder hasta este momento? ¡Pues porque su gen mutante solo se manifiesta cuando llega la hora de su muerte! ¡Claro! De esta forma, cada vez que Moira renace, intenta cambiar su destino, aunque siempre le sale mal y nunca llega a conseguirlo realmente, generando así multitud de líneas temporales y futuros alternativos.

Todo apunta a que este es “el as bajo la manga” de Jonathan Hickman para reordenar la historia canónica de los X-Men. Así, si algún hecho no nos interesa, decimos que es de una de las líneas temporales creadas por Moira y a vivir que son dos días.

Por ahora la historia apunta interesante. ¿Qué intenciones ocultas esconde el Profesor Xavier? ¿Son estos los X-Men verdaderos o les han lavado el cerebro? ¿Hasta dónde piensa extenderse Krakoa? ¿Por qué el traje de Magneto es blanco? ¿Será su atuendo de los domingos?

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor post de cada día en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo via RSS a través de Feedly.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario!
Escribe aquí tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.