LiFi: Conexión Ultrarrápida a Través de la Luz

Una nueva forma de transmitir información acaba de hacer acto de presencia y promete desbancar a nuestro adorado Wifi. Y la verdad es que sobre el papel la idea resulta apasionante: transmitir información a través de la luz. Este tipo de conexiones inalámbricas, denominadas LiFi, serían 100 veces más potentes que las señales Wifi ordinarias, pudiendo alcanzar una velocidad de transmisión de datos de 1 GB por segundo.

Las conexiones LiFi se basan en la tecnología VLC (Comunicación por Luz Visible), que se dio a conocer hace 4 años (2011) de la mano de Harald Haas (Universidad de Edimburgo, Escocia), pero ha sido justamente ahora cuando se ha puesto en práctica en el “mundo real”. En ensayos de laboratorio realizados sobre entornos controlados la empresa Velmenni ha llegado a conseguir velocidades de transmisión de hasta 22 GB por segundo. Tengamos en cuenta que en condiciones ideales el protocolo 802.11ac de las conexiones WiFi actuales permiten una velocidad de transmisión de hasta 128 MB por segundo, por lo que esta nueva tecnología implica un salto cualitativo considerable.

Deepak Solanki, director general de Velmenni, tras los experimentos realizados en la Universidad de Oxford, asegura que “Hemos creado una solución para un entorno industrial en el que la transmisión de datos se realiza a través de la luz, y también estamos inmersos en un proyecto piloto para crear una red LiFi que permita acceder a internet en la oficina”. Sorprendente.

¿Cómo funcionan las conexiones LiFi?

Esta nueva tecnología utiliza la luz visible para transmitir la información, haciendo uso de un diodo emisor de luz LED. Este tipo de transmisiones además ofrecen una mayor seguridad de la información y no interfieren con otros sistemas de intercambio de información, pero a día de hoy presentan una gran desventaja: La luz no atraviesa paredes. Esto impide que podamos hacer uso de las conexiones LiFi en lugares cerrados y habitaciones que no dispongan de un router o punto de acceso a internet , pero seguro que en un futuro se encuentra una solución a este problema.

Lifi-01
LiFi en la oficina

Si escuchamos a los expertos todo podría pasar por una combinación de ambas tecnologías, WiFi y LiFi unidos para ofrecer un servicio que incremente la calidad de las conexiones inalámbricas. Si esta gran aventura sigue adelante no sería descabellado pensar que un día las lámparas de nuestra casa las lleguemos a utilizar tanto para iluminar la estancia como para amplificar la conectividad de nuestra red casera.

BANNER-DARTH-VADER

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario!
Escribe aquí tu nombre